domingo, mayo 12, 2013

De 2.0 a 2020



Desde el 15 de septiembre de 2006, mantengo este blog Bibliotecarios 2.0. Su título responde al momento en el que fue creado. La filosofía de la web social nos cautivó a muchos de los que en esos momentos estábamos atentos a los cambios que se producían en la web, en la forma de publicar, de compartir, de participar. Muchos de esos bibliotecarios 2.0 nos reunimos por primera vez en Fesabid 2007. 

Se trataba sobre todo, de un cambio de actitud, "Reflexionado la web social como actitud", de ahí que no todo el mundo comprendiera exactamente a qué se estaban dedicando bibliotecarios como Didac Margaix, Catuxa Seoane, Natalia Arroyo o Fernando Juárez, entre otros.

Andrés Pedreño se preguntaba en junio de 2006 ¿Llegará la web 2.0 a las bibliotecas?, y José Antonio Merlo vino a sistematizar todo aquello en las diez claves de la web social, que ese momento suponía una nueva web para las bibliotecas, una forma distinta de participar y contribuir a la web.

Pero el tiempo pasa y en 2010 veíamos pasar el cadáver de nuestro enemigo, la web 2.0 se estaba generalizado y el término cedía bajo el peso de lo social, de la web social.

Ya estamos en 2013, y para el 2020 quedan 7 años, en los que probablemente seguiremos hablando de experimentación, aprendizaje, innovación y colaboración, en el ecosistema de las bibliotecas y la educación. Otros se han fijado objetivos más ambiciosos ... Bibliotecas 2029 (seguramente serán más jóvenes ;))

La coletilla 2.0 ha sido sustituida en este blog por esta otra que sugiere un futuro próximo, el 2020, un nuevo plazo que nos fijamos para seguir investigando en la web en busca de ideas, actitudes, proyectos que nos indiquen hacia donde vamos y nos obliguen a salir de nuestra zona de confort. 

En la infografía del post anterior, basada en una presentación de Pew Internet, sobre las bibliotecas del futuro, usaron una imagen de bibliotecaria que resultaba demasiado tópica, con su moño, falda larga y redondas gafas, a pesar de llevar una tablet en la mano.


Ante las protestas de los lectores (Natalia Arroyo +Natalia Arroyo tambien lo hizo en este blog), por mantener una imagen tan poco actual, y que no favorecía la idea de la biblioteca como institución flexible y adaptable a las nuevas necesidades, decidieron actualizar a la bibliotecaria que ahora luce tal y como se ve en la imagen siguiente. 


De 2.0, la web se transformó en social, y ahora nos planteamos el futuro del 2020 con la misma actitud. 


4 comentarios:

Natalia Arroyo dijo...

Felicidades por este cambio, Nieves, creo que es muy significativo de lo que está sucediendo en la profesión: un enfoque hacia lo que nos viene y asumir lo 2.0 como una parte más del todo (que no desecharlo), un síntoma de madurez.

Natalia Arroyo dijo...

Felicidades por este cambio, Nieves, creo que es muy significativo de lo que está sucediendo en la profesión: un enfoque hacia lo que nos viene y asumir lo 2.0 como una parte más del todo (que no desecharlo), un síntoma de madurez.

Anónimo dijo...

muchisimas felicidades por los cambios que se estan dando en las nuevas bibliotecas del futuro que prmitira una facil interaccion.

Anónimo dijo...

muchisimas felicidades por las nuevas estrategias aplicadas a las bibliotecas del futuro.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...