Formas de usar Pinterest por las bibliotecas

En los últimos meses estamos oyendo hablar abundantemente de Pinterest, para unos una red social, para otros una nueva web, como la describía Tomás Baiget en IWETEL, el viernes 10 de febrero.

Desde hace tiempo, no vemos un servicio de la web social armar tanto revuelo,  y aunque surgió hace dos años en Silicon Valley, “no ha sido hasta hace unos meses, cuando ha comenzado a meterse en nuestras vidas como una exitosa start up.” (Mercedes Ortiz, del Blog Mis Apis por tus cookies)

Este servicio dicen que ha conseguido generar más tráfico que Google+. Youtube y LinkedIn juntos, aunque otros no se lo creen; y tiene 12 millones de usuarios únicos mensuales en EEUU. 

Joe Murphy, de LibraryFuture, comenta en su blog que Pinterest ha sido el cuarto término más buscado en Google, en EEUU, durante el 2011.

Pero ¿que es Pinterest?. Se trata de un tablón de anuncio, o de un panel, virtual, en el que se organizan y comparten cosas que te gustan. En CrunchBase se define Pinterest como un servicio de catálogo social, un panel en el que colocar las colecciones de cosas que te gustan, y seguir colecciones creadas por otras personas. De ahí su componente social.

En nuestra andadura por la web, nuestra experiencia de consumo es cada vez más visual, la información nos está llegando hoy más que nunca por ese canal, que es además el que más buscamos, y en el que abundan las infografías, las imágenes, los avatares, las fotografías, los gráficos, etc. Pinterest nos anima a compartir y anotar objetos, planes, experiencias, deseos, con imágenes de la red o subidas por nosotros.

Aunque se trata de un sitio en el que añadir nuestros favoritos, a diferencia de los marcadores sociales como Diigo o Delicious, aquí lo único que guardamos son imágenes, su contenido y su atractivo es la preeminencia de lo visual (infografías, social media, videos, pero sobre todo fotografías).
El acceso al sitio se realiza mediante invitación, y una cierta espera, lo que le añade carácter de exclusividad al sitio.

“Ya en él, el usuario pinea el contenido visual (pinning), que ha encontrado en Internet, o repinea el que han compartido otros usuarios de la comunidad y que nos ha gustado por uno u otro motivo. Se trata, fundamentalmente de filtrar y curar contenidos, eminentemente fotográficos, a través del cual podemos acceder a la fuente original o ‘quedarnos’ con la imagen” (Mercedes Ortiz, del Blog Mis Apis por tus cookies).

La “curación de contenidos” entra en escena, otra de las tendencias del momento, y de ahí que sea un espacio adecuado para las bibliotecas y que además facilita que el usuario tambien sea curador de sus contenidos, en un entorno social.

Estos paneles virtuales, “curador de contenido visual”, presentan una serie de características que nos llevan a pensar que la herramienta tiene un enorme potencial. (Mercedes Ortiz, del Blog Mis Apis por tus cookies)

Las razones que se argumentan son:
  • Tiene muchos elementos "sociales"
  • Es fácil de usar
  • Tiene versión móvil para Android y productos de Apple.
  • Tiene muchos usuarios
  • Los usuarios dicen que les engancha.
  • Viraliza
Además, este servicio incorpora la idea de regalos, que son productos pineados puestos a la venta, y que están constituyendo una forma muy extendida de comercio social.

Para la imagen de marca, esta herramienta es tambien muy útil de cara a nuestra estrategia en el plan de marketing en los medios sociales.

Varios son los expertos bibliotecarios que nos aportan ideas de uso de Pinterest en las bibliotecas.
Ellyssa Kroski, del blog iLibrarian, considera que esta nueva red social es de gran interés para las bibliotecas, ya que permite crear imágenes visuales de recursos y servicios en forma de paneles y post que pueden ser compartidos en Facebook o Twitter. En su blog recomienda 5 formas de usarlo para los bibliotecarios.

Anna Laura, de Social Networking librarian, considera que se trata de una herramienta de interés para las bibliotecas públicas, museos, siempre que tengan una gran audiencia.  Considera que no es adecuado para bibliotecas con una comunidad muy limitada (como es su caso).

Para Joe Murphy, Pinterest es importante para las bibliotecas ya que les permite dar el poder a sus usuarios convirtiéndolos en curadores de sus propios contenidos, y nos da la oportunidad de marcar, compartir libros y recursos con nuestros usuarios a través de imágenes.

Como resumen de sus aportaciones además de las aportadas por Mercedes Ortiz,  hemos elaborado esta lista:

¿Por qué debemos usarlo?
  1. Como ya hemos dicho, es el lugar en el está todo el mundo, donde va todo el mundo, así que probablemente tambien estarán allí nuestros usuarios.
  2. Puede ser un sitio en el que buscar temas que sean de interés para nuestros usuarios, y que podamos tratar y desarrollar en los contenidos que les ofrecemos ya sea en los blogs o en las redes sociales, muros de Facebook o en Twitter.
  3. Potencia la marca de la biblioteca como curadora de contenidos. 
  4. Aumenta la visibilidad de la biblioteca. 
  5. Teniendo presencia en Pintorest,  podemos crear fidelización en nuestros usuarios, captarlos y buscar su compromiso,  ya que podemos ofrecer más información sobre la biblioteca y sus bibliotecarios, y establecer comunicación más allá de las otras redes sociales.   
  6. Conseguir ROI para nuestro sitio web. Tambien podemos instalar los botones de  ‘Follow me on Pinterest’ y ‘Pin it’ para que cada imagen, cada infografía pueda ser pineable y nos lleve tráfico a nuestro portal web. En su propia web nos explican los pasos que tenemos que seguir para instalar estos ‘goodies’.
  7. Aumentar la colaboración con los usuarios creando paneles colaborativos. Son tablones en los que todo el que quiera puede aportar pins. Se trata de una manera de que los otros puedan contribuir a tu colección y hacer, por ejemplo, artículos colaborativos.
  8. Aporta valor compartiendo tus pins con tu Timeline de Facebook

¿Cómo debemos usarlo?

1.    Creando paneles de libros recomendados o recibidos en los últimos meses: Se pueden crear paneles con las portadas de los libros que pueden atraer a los usuarios, creando distintos paneles por tipos de usuarios, en función de sus gustos, preferencias, edad, etc.,
Por ejemplo  Clermont County (OH) Public Library está usando Pinterest para recomendar a sus usuarios sobre lecturas, manteniendo 24 paneles sobre distintos tópicos, incluyendo nuevas adquisiciones, los favoritos del personal, y usando categorías muy adaptadas a los gustos de sus usuarios. Cada item se enlaza directamente al catálogo de la biblioteca, permitiendo que los usuarios vean las novedades y las reserven inmediatamente




Stratford Library  está usando este servicio para compartir libros de interés, e imágenes, así como trucos tecnológicos y está resultando muy popular.



2.    Como forma de difundir actividades y servicios de la biblioteca, con imágenes de la actividad, fotos, etc., como forma de marketing.
3.    Como forma de difundir trabajos que hayan realizado los usuarios en actividades organizadas por la biblioteca, tanto de tipo manualidades, como fotos, etc.
4.    Ofreciendo una guía de recursos visuales de la biblioteca: haciendo pinning de enlaces a guías temáticas, catálogo, recursos, folletos, etc.
5.    Podemos incluir en el tablón, imágenes de la biblioteca o de los servicios y colecciones. 
6.    Como forma de difundir colecciones especiales que la biblioteca tenga, legados, etc., películas o cualquier otro tipo de documentos en distintos formatos.

Instructional Resource center de Ashland University Library 



Bibliotecas públicas en Auburn, Alabama



7.    Enseñando a los usuarios a marcar sus favoritos con Pinterest.
8.    Como forma de presentación del personal de la biblioteca, colocando sus  fotos con anotaciones sobre su trabajo o detalles de su vida.
9.    Para difundir los coloquios con los autores, con las portadas de sus libros, fotos del autor, enlaces a su biografía y entrevistas. Se pueden añadir estos paneles a las paginas de eventos de la biblioteca.
10.    Creando paneles en colaboración con los usuarios. Pinterest facilita la colaboración por lo que se puede pedir a los usuarios que contribuyan a los paneles de la biblioteca con sus libros favoritos, recomendaciones, sugerencias de compra.
11.    Como herramienta para la formación en competencias informacionales. Entre las normas de Pinterest se encuentra que no hay que repinear sin más añadiendo el típico comentario que nos apetezca. Hay que citar si puede ser la fuente original.
12.    Hacer un concurso entre los paneles de los usuarios sobre libros recomendados, o leídos.
13.    Mide los resultados que obtengas en Pinterest, cuanta gente te sigue, les gusta tu contenidos, re-pins.

¿Se os ocurre algo más? ¿Hay alguna biblioteca en España que lo esté usando?
12 comentarios

Entradas populares de este blog

¿Qué es la comunicación científica?

Radiografía de un bibliotecario innovador @VEInformacion

Unidades de bibliometría y bibliotecas universitarias (publicado en IWETEL)